No hay documentos que demuestren lo que afirma el Gobierno

El periodista de Página 12 y coautor del libro Argenpapers, habló del resurgimiento del escándalo por las offshore de la familia presidencial, tras conocerse el ingreso al blanqueo de Gianfranco Macri, hermano del mandatario argentino.
No hay documentos
junio 21, 2018

En las últimas horas se dieron a conocer nuevas revelaciones acerca de los llamados Panamá Papers, sobre eventuales maniobras que habría llevado adelante adelante el estudio de abogados Mossack Fonseca, para reordenar papeles de las empresas y las cuentas en el exterior de la familia presidencial.

Sobre el particular opinó en Mañana Sylvestre el periodista de Página 12 Tomás Lukin, autor del libro Argenpapers, quien dio detalles sobre la actualidad del caso y dijo “No hay documentos que demuestren lo que afirma el Gobierno”.

“Lo que se conoció fue la secuela o la resaca de los Panamá Papers. Son los archivos del estudio Mossack Fonseca, que muestran en realidad los esfuerzos de ese estudio de abogados en Panamá, para sacarse de encima las acusaciones y cubrirse ante potenciales juicios para responder a los exhortos de información que llegaban de todas partes del mundo”, explicó Lukin en Radio 10.

Según Lukin, en el blanqueo de dinero llevado adelante por Gianfranco Macri, hermano del Presidente se utilizó la estructura del estudio de abogados Mossack-Fonseca de manera de reordenar la documentación y responder a los exhortos judiciales, deslindando eventuales responsabilidades de Mauricio.

“Las conversaciones entre las diferentes oficinas de Mossack-Fonseca evidencian que eran unos truchos bárbaros, por tanto no existía ningún tipo de documento oficial en el estudio panameño que corroborara la historia construida por Casa Rosada, en la cual se decía que Macri había sido solamente director de la offshore, pero rápidamente se había desvinculado de la empresa a los pocos meses de su creación”, resaltó el periodista.

“Se trato de un intento por crear documentos que dijeran que el verdadero dueño de Fleg Trading era Franco Macri”, dijo y agregó: “El patrimonio que blanqueó Gianfranco Macri es de $622 millones y supera a todo lo que tiene declarado su hermano presidente, y habla de cómo la elite económica argentina organiza su patrimonio, a través de guaridas fiscales que permiten ocultar dinero al fisco y fugar capitales”.

Escucha a Tomás Lukin

No hay documentos que demuestren lo que afirma el Gobierno

LINK DE LA FUENTE

Facebook
Twitter